Ministerio de Ciencia e Innovación IEO
Noticias Científicos del IEO participan en la Segunda Evaluación Mundial de los Océanos de Naciones Unidas
Share

Científicos del IEO participan en la Segunda Evaluación Mundial de los Océanos de Naciones Unidas

Informe :: Foto: Naciones Unidas

Pese a las mejoras en la comprensión de los océanos y en la aplicación de medidas de mitigación, la degradación de los ecosistemas no ha cesado respecto al primer informe de 2015

El secretario general de la ONU António Guterres presentó el pasado martes la Segunda Evaluación Mundial de los Océanos, un informe en el que se evalúa el estado de los océanos del planeta, los servicios que prestan y las actividades humanas que influyen en su estado y en cuya elaboración han participado varios expertos del Instituto Español de Oceanografía (IEO).

Preocupados por el deterioro de los océanos, los Estados Miembros de las Naciones Unidas establecieron el ‘Proceso Ordinario de Presentación de Informes y Evaluación del Estado del Medio Marino a Escala Mundial, incluidos los Aspectos Socioeconómicos’, cuyo propósito es evaluar el estado de los océanos del planeta, los servicios que prestan y las actividades humanas que influyen en su estado.

La Primera Evaluación Mundial de los Océanos finalizó en 2015. En ella se concluyó que muchas partes de los océanos habían sufrido un grave deterioro y que, si no se solucionaban, los problemas que se describían desencadenarían un ciclo destructivo de degradación a consecuencia del cual los océanos dejarían de poder proporcionar muchos de los beneficios de los que dependen los humanos.

En la Segunda Evaluación Mundial de los Océanos, en la que han participado más de 300 científicos -entre ellos varios expertos del IEO-, se actualiza la información presentada en la Primera Evaluación, teniendo en cuenta las novedades y los cambios de los que se tiene noticia desde 2015.

Carlos García-Soto, investigador del Centro Oceanográfico de Santander del IEO, ha participado en el grupo de 19 expertos que ha coordinado la elaboración del informe y ha participado en ocho de los 28 capítulos. Manuel Hidalgo, investigador del Centro Oceanográfico de Baleares del IEO, ha participado en los capítulos sobre captura de invertebrados marinos y sobre desarrollo de enfoques de gestión; Jesús Arrieta, del Centro Oceanográfico de Canarias, es coautor del capítulo sobre utilización de recursos genéticos y Mónica Campillos, de la Sede Central del IEO, participa en el capítulo sobre cambio climático.

El nuevo informe señala que la comprensión de los océanos no ha dejado de mejorar gracias a las innovaciones en los sensores y las plataformas de observación autónomas que han generado un aumento considerable de la observación de los océanos.

Además, apunta a que algunas respuestas de mitigación o reducción de las presiones y sus impactos asociados sobre los océanos –como la creación de áreas marinas protegidas, la gestión de la contaminación en alguna regiones y la ordenación de la pesca- han mejorado desde la Primera Evaluación.

Sin embargo, el informe señala que muchas presiones derivadas de la actividad humana continúan degradando los océanos, en particular hábitats importantes, como los manglares y los arrecifes de coral. Entre esas presiones se cuentan las asociadas al cambio climático, la pesca no sostenible, incluida la pesca ilegal, no declarada y no reglamentada, la introducción de especies invasoras, la contaminación atmosférica causante de la acidificación y la eutrofización, el aporte excesivo de nutrientes y sustancias peligrosas, como los plásticos, los microplásticos y los nanoplásticos, el aumento del ruido antropogénico y la mala gestión del desarrollo de las zonas costeras y la extracción de recursos naturales.

El informe completo puede descargarse en: https://www.un.org/regularprocess/sites/www.un.org.regularprocess/files/2011859-e-woa-ii-vol-ii.pdf